Estofado de Buey con Okras

Publicado: 1 marzo, 2012 en Cocina
Etiquetas:, , , ,

Plato típico de la cocina libanesa. Excesivamente suculento, ya que la okra tiene una textura que no es apta para todos los públicos.

Las okras no son muy conocidas por estos lares, en pocos sitios las encontrarás frescas. En el mercado de los Mostenses de Plaza España en Madrid las tienen siempre, al igual que un montón de verduras y hortalizas raras, ya que es el mercado donde acuden a comprar inmigrantes de toda la ciudad. El origen es africano…o indio, no está muy claro, pero se utiliza en la cocina del Mediterráneo oriental, en el norte de África, en América, sur, centro  y norte, y supongo que en más sitios que desconozco. Tiene unas propiedades inmejorables para el estómago.

Tenía muchas ganas de probarlas, y ya lo he hecho…pero no creo que repitamos 😦 . De sabor no están nada mal, pero te tiene que gustar su textura, que es bastante viscosa, babosa. A nosotros no nos convenció demasiado.

Para preparar okras frescas debes extraerles la fina capa de piel que recubre la base de la vaina, o directamente cortarle la cabeza y un poquito de la punta. Rociarlas con vinagre y dejarlas reposar durante unos 30 minutos, lavarlas bien y escurrirlas. Para evitar la textura tan viscosa y que la carne sea más consistente, se deja en una marinada de vinagre. Lo mismo deberíamos haberla tenido más tiempo y así eliminar más babas 😉

Esta receta es de un libro de cocina libanesa. Al final en ingredientes y manufactura la tienes literalmente copiada del libro, yo, como siempre, he hecho cambios, pero se trata de cambios menores.

Para empezar la carne no la voy a poner en trozos pequeños, sino en pequeñas albondiguillas de carne de buey magra, picada. Hacemos bolitas tirando a pequeñas, salpimentando la carne.

En una cacerola con una cuchara de AOVE se añaden dos cebollas medianas cortadas en octavos, cuando el aceite esté caliente, y se remueve a fuego medio alto hasta que las cebollas estén bien doradas. Entonces se añaden las bolitas o trozos de carne, y se sigue friendo hasta que estén bien doradas por todas partes.

Añadimos un chorreón de vino, preferiblemente tinto, un manojito de cilantro fresco picado y un par de cucharadas de concentrado de tomate. Como no uso concentrado de tomate le añado media lata de tomate triturado. Como no tengo cilantro fresco le añado unas semillas de cilantro molidas, que no tienen nada que ver en el sabor, pero es cilantro al fin y al cabo 😉 . Como no voy a abrir una botella de vino tinto para echar un poquito, que luego me la tendría que beber jeje, pues le añado un poco de vino montilla moriles, que es el que uso habitualmente para cocinar.

Tapamos el guiso y lo dejamos hirviendo a fuego lento durante una media hora o poco más. A continuación le añadiremos un par de patatas cortadas a cascos y un par de vasos de caldo de vaca, dejándolo hervir 15 minutos más destapado.

Despues incorporamos perejil picado, que de eso sí que tenía, y las okras que previamente habremos preparado como comenté un poco más arriba. Se deja el estofado a fuego medio 10 minutos más. Las okras las puedes encontrar de lata, en cuyo caso, se echan 5 minutos antes de finalizar la cocción. Si no las encuentras o no te gustan puedes usar calabacines o calabaza cortados en trozos de 3 cm.

En el libro recomiendan servir el estofado acompañado de pan, arroz y otras hortalizas. Yo lo acompañaré de una ensalada verde, porque es un plato completo que contiene todos los nutrientes necesarios para una comida equilibrada. El estofado estaba exquisito, lo repetimos seguro…pero con calabaza la próxima vez, que la okra no nos ha convencido nada de nada. Pero ya se sabe eso de…pa gustos colores y pa olores las flores… ¡Buen provecho!

INGREDIENTES (Para 6 personas)

  • Una cucharada de AOVE
  • 2 cebollas medianas cortadas en octavos
  • 1 kg de espalda de vacuno sin grasa cortada en trocitos de 2 cm
  • 1/3 vino tinto
  • 1/4 concentrado de tomate
  • 1 cucharada de cilantro fresco picado
  • 8 patatas baby cortadas en cuartos
  • 2 tazas de caldo de vaca
  • 1/4 taza de perejil fresco picado
  • 350 g de okras

MANUFACTURA

  • Calentar el AOVE y freír las cebollas a fuego medio-alto hasta que queden bien doradas
  • Añadir la carne por tandas y freírla de 2 a 3 minutos removiendo hasta que quede dorada por todos lados
  • Una vez hecha toda la carne poner de nuevo en la cacerola
  • Agregar el vino, el concentrado de tomate y el cilantro a la cacerola
  • Taparlo  dejar hervir a fuego lento 35 minutos
  • Añadir las patatas y el caldo de vaca y dejar hervir durante 15 minutos sin tapar
  • Echar el perejil y las okras y dejar hervir otros 10 minutos
  • Servir el estofado con pan y arroz u otras hortalizas
Anuncios
comentarios
  1. ternasco power dice:

    siempre me han llamado mucho la atención las okras. ni siquiera sabía q se llamaba así ni cómo cocinarlas ni ná. por lavapies se ven mucho, en las tiendas de pakis, hindues y demás
    no mola mucho lo q cuentas de la textura, no se si sigo teniendo ganas de probarlas…

  2. yo creo que no te gustarían….

  3. Lorena dice:

    Nueva etiqueta en tu blog: recetas que no debes probar.

  4. Oyes, pues seguro que hay gente a la que le gusta…el estofao apuntatelo que estaba de muerte…

    • Doc J dice:

      Esto no es serio… empiezas por aqui y acabas poniendo una receta de arroz con bacalao y diciendo que mejor que tiren el bacalao y se coman el arroz…

      Filo, Filo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s