Posts etiquetados ‘Quinoa’

Una ensalada exquisita y muy fresca. Ideal para los calores estos que están aconteciendo.

Sorpresa de sabores y cargada de vitaminas. Fue todo un hallazgo esta combinación. No te saltes ni un paso porque todos los ingredientes aportan un granito esencial al conjunto.

La quinoa es la base de esta ensalada. Empezaremos lavándola bien bajo el grifo y luego la cocinaremos al vapor. En el horno de vapor son unos 20 minutos. En una olla de vapor convencional será poco más. También tienes la opción de hervirla en cuyo caso conviene que le eches sal al agua.

A continuación troceamos los ingredientes de la ensalada, que serán unos palmitos, unos aguacates y una cebolleta o cebolla dulce. Los palmitos los cortamos en rodajitas, la cebolleta en juliana y los aguacates, una vez pelados y quitado el hueso, como te de la gana. A mí me gusta en trozos medianos tirando a un poco grandes. Es conveniente regar con zumo de limón abundante los trozos de aguacate, y así evitaremos que se oxiden inmediatamente cogiendo un feo color negruzco.

Preparamos la vinagreta, que será el toque especial y delicioso. Para la vinagreta usaremos un puñado de nueces, dos huevos duros, una cucharada de miel, dos cucharadas de vinagre blanco, sal, pimienta y AOVE. No utilices vinagre balsámico porque no le pega demasiado, conviene que sea un vinagre suave para que el equilibrio de sabores sea perfecto. Lo batimos todo muy bien y lo dejamos a punto de emulsión.

Para montar la ensalada ponemos en un gran plato la quinoa de base, encima añadimos los trozos de cebolleta, de palmito y el aguacate. A continuación vertemos la vinagreta por encima. Conviene dejarla reposar un ratico para que se vayan mezclando los sabores. Y ya solo queda disfrutarla. Increible. Está más buena recién hecha, pero si sobra algo, se tapa bien y a la nevera, y aguanta estupendamente un par de días. ¡Buen provecho!

INGREDIENTES

  • Ensalada
    • 300 gramos de quinoa
    • 400 gramos de palmitos
    • dos aguacates
    • un limón
    • una cebolleta
  • Aliño
    • un puñado de nueces
    • dos huevos
    • 1 cucharada de miel
    • dos cucharadas de vinagre de vino blanco
    • Sal, pimienta y AOVE

MANUFACTURA

  • Cocer la quinoa 20 minutos en agua salada con un chorrito de aceite, lavándola previamente cambiándole el agua dos o tres veces.
  • Cocer los huevos 15 minutos y dejar enfriar
  • Deshuesar y pelar los aguacates, cortándolos a tiras a lo largo y mojarlos bien con el zumo de un limón.
  • Cortar los palmitos en rodajas y la cebolleta en tiras muy finas
  • Hacer el aliño mezclando el vinagre con una pizca de sal y pimienta y una cucharada de miel.
  • Una vez emulsionado, añadir AOVE, huevo duro picado y las nueces en trozos grandes
  • Para presentar montar la ensalada poniendo debajo la quinoa, encima el aguacate, los palmitos y la cebolla, distribuir por encima la vinagreta.
  • Dejar reposar media hora antes de servir para que se mezclen los sabores
Anuncios

Quinoa con Calabaza y Perejil

Publicado: 23 diciembre, 2011 en Cocina
Etiquetas:, , , , ,

La quinoa no es un cereal, pero se le parece bastante por sus propiedades nutricionales. Como acompañamiento o primer plato, puede sustituir al arroz  para dar un toque de originalidad a los platos. Hoy con calabaza y perejil.

Tenemos de tó en este plato oiga, menuda mezcla de alimentos que nos hemos buscado, desde antioxidantes hasta vitamina C, pasando por todos los oligoelementos, proteinas vegetales de muy buena calidad y carotenos.

La quinoa la puedes encontrar en las tiendas de productos ecológicos, o en tiendas especializadas para vegetarian@s. Es muy típica por sudamérica, en España sólo la conocen prácticamente vegetarian@s y aledaños. Prepararla es muy sencillo, primero se lava bien bajo el grifo, que corra el agua y se elimine una sustancia que amarguea un poco. Despues la ponemos al vapor unos 20 minutos o a hervir unos 15, normalmente necesita una relación de 3 a 1 de agua, pero dependerá de cómo quieras dejarla, completamente seca, melosa o caldosa, como el arroz vaya. El ensayo y error en estos casos es la mejor forma de averiguar cuanta agua hace falta para que quede como a tí te gusta. Yo en esta ocasión la he hecho un  poco melosa. El grano al cocerlo se vuelve transparente. Si primero la tuestas un poco, obtendrás un delicado y tenue sabor a nuez. Yo la hago en el horno de vapor, primero le meto 5 minutos de aire caliente a 240 grados para simular el tueste y luego 20 minutos de vapor. La quinoa tiene un sabor muy sutil, así que el secreto estará en cómo la cocinemos y para qué la usemos.

En una cazuela ponemos calabaza troceada con el fondo de AOVE y empezamos a pocharla, a fuego lento, a los 3 o 4 minutos echamos cebolla picada finamente y seguimos rehogando hasta que la cebolla esté rendida. Una vez conseguido se añade perejil fresco muy picadito y se da unas cuantas vueltas.

Ahora es el momento de echar sal, pimienta negra molida y el zumo de un limón. Damos unas cuantas vueltas más y listo. Puedes escoger entre echar el sofrito sobre la quinoa, quedará con más cuerpo, o bien al revés, echar la quinoa al sofrito y seguir rehogando un poco más, de esta manera te quedará más pastoso.

Para acompañar carnes en salsa es estupendo,  y sobre todo es sano y muy fácil de digerir, especial para días que queremos desitoxicarnos…además la combinación de quinoa con calabaza es espectacular para reducir el colesterol, así que aunque no sea un plato extremadamente delicioso, desde luego es interesante incluirlo en nuestra dieta. ¡Buen provecho!

INGREDIENTES

  • 150 gramos de quinoa
  • 1 manojo de perejil fresco
  • 1 buen trozo de calabaza
  • 1 limón
  • Sal, pimienta negra molida, AOVE

MANUFACTURA

  • Se hace la quinoa al vapor o hervida
  • Se sofríe la calabaza con la cebolla a fuego lento
  • se añade la sal, pimienta perejil y limoón
  • Se mezcla todo con la quinoa