Posts etiquetados ‘The Ocean’

PELAGIAL TOUR 2013

The Ocean + Shining + Tides from Nebula +  Hacride

Sala Shoko. Madrid, 6 de Noviembre de 2013

Éxtasis. Puro. Absoluto. Placer sin condiciones. Ese es el estado en el que sigo, un día después de haber presenciado semejante espectáculo. El listón está muy alto y es increíble cómo se sigue superando.

Pelagial Tour 2013Pelagial Tour 2013, menudo cartelazo de gira. Dos bandas más que aceptables y dos super superbandas excepcionales girando las cuatro juntas. Pocas veces se hacen las cosas tan bien. El Pelagial de The Ocean y el One One One de Shining son dos obras maestras. El Back to where you’ve never been de los Hacride es un discazo y el Eternal Movement de los Tides from Nebula no se queda atrás.

Sabes esto de …¿no quieres caldo? Pues toma cuatro tazas. No te digo ná y te lo digo tó. Magnífico. Señores de Madness Live ¡Chapeau! MAGNÍFICO.

Hacride_Sala Shoko Madrid 6 de Noviembre de 2013.JPGAbrieron el concierto los franceses Hacride, cuyo último disco me parece de una calidad considerable. Su música ha progresado desde el Death Metal técnico hacia elementos de metal progresivo extremo y vanguardia. Bien. Ahora tienen un lenguaje musical que a pesar de estar “de moda” tiene un toque particular y definitorio. Un directo muy bueno, con su poquito de progresión, su poquito de djent…su muchito de arte.

Me gustaron un montón estos franceses. Punto anecdótico cuando el cantante, después de pasarlas puta durante todo el concierto y casi terminando no pudo evitar el exclamar: “My eyes are burning with this stupid fucking fog”. Francamente identificada. Odio a muerte ese hielo seco que se supone que da ambiente y lo que hace es joder la vista y las mucosas. Coño ya que los ochenta pasaron.

Continuaron los polacos Tides from Nebula, otro conciertazo. El directo de estos señores es impresionante. Tienen mucha más fuerza y flow que en los discos.

Tides From Nebula_Sala Shoko Madrid 6 de Noviembre de 2013Esperaba ver algo digno de estar reclinada en un triclinio y para nada, menuda caña que meten. Rock progresivo instrumental avant garde y todo lo que quieras. En ciertos momentos me recordaron a los fantásticos Toundra, pero sólo pequeños ramalazos fugaces. Unos temas muy bien construidos con un gran dominio del ritmo, aceleran y deceleran a voluntad creando una atmósfera intensa y viva. Momentos insuperables de ruido conformando tormentas … Molan.

Lo de Shining casi me cuesta la vida. Sin aliento, sin fuerza. Puta locura, pura locura. Cómo me ponen los desvaríos jazzísticos y esquizofrénicos de estos noruegos. El Blackjazz es una obra maestra, sin duda. Y aunque el One One One no ha sido tan encumbrado como su predecesor, en mi opinión es otra obra maestra. Sin duda.

Jorgen Munkeby_Shining_Sala Shoko_Madrid 6 de Noviembre de 2013Empezaron con un Healter Skelter que no ha sido más helter skelter en su puta vida. Dios bendito que forma de empezar un concierto, qué descontrol, qué magia qué desorden. Placer extremo.

Una pena el sonido.  La sala sonó fantástica durante todo el bolo excepto con los Shining, quizás los que más necesitaban de un buen sonido. Porque si a la puta locura que despliegan le añades un sonido sucio y con eco la cosa se complica y hace que los que no son fieles seguidores de la banda ni disfruten ni entiendan lo que están haciendo. Aún así, hostia que conciertazo.

Otro pero. Corto. Corto. Corto. Joder demasiado corto. Después de Healter Skelter se lanzaron con The One Inside

Y a continuación Fisheye, temazo donde los haya, y My Dying Drive…temazo tras temazo sin contemplaciones y casi sin respiro. Las florituras sincopadas del amigo Jorgen son de lo más free del mundo. Digno heredero de Coleman y Ayler…a ver entiéndanme los fanáticos del jazz a muerte que no lo estoy poniendo a la altura de estos dos maestros, pero hostias alumno aventajado y aventurero. Cromatismo disonante de primera. ¡Ole!…digo Fuck yeah!

Terminaron con el tema que abre el One One One, I won’t forget y por supuesto la superversionaza del 21st Century Schizoid Man, de los King Crimson, grupo al que tanto deben toda esta nueva era de música post progresiva. ¡Que versión pardiez! Los pelos como escarpias.

Ah se me olvidaba otro pero. No tocaron The madness and the damage done. Vengaaaaaa hombreeeeeee eso no se haceeeee :(.

Al final mala hostia por lo corto y el sonido regulero y extasis puro por los pedazo de monstruos que acababa de ver. Además majísiimos oiga, que me pasé por el merchandising a dejarme los dineros y más majos que las antiguas pesetas, mucho más.

Por si no hubiera sido suficiente, y casi sin energía, empieza a sonar el Pelagial. Como un gran tsunami que arrasa por donde pasa y saca fuerzas de flaqueza. Fue tal la energía sónica y cósmica y marina que de nuevo un torbellino de fuerza me envolvió durante el concierto. Creo que he confirmado que podría alimentarme sólo de música. Con discos como este desde luego. Bueno y una cervecita en vez en cuando 😉

The Ocean _Sala Shoko Madrid 6 de Noviembre de 2013.JPG The Ocean_Sala Shoko Madrid 6 de Noviembre de 2013Hacía tiempo que un disco no me producía tantas sensaciones tan agradables. Es una obra maestra, puro amor. Es un viaje por el océano desde la superficie oxigenada hasta las profundidades abisales. Notas la fuerza de las mareas y de las olas y las guitarras no pueden ser más líquidas. Es todo un alegato al sonido y a la emoción.

The Ocean & Luiss Roux_Sala Shoko Madrid 6 de Noviembre de 2013.JPGTuve la suerte de ver a The Ocean en el Roadburn de este año, y el concierto fue una de las grandes sorpresas del festival. No fui consciente de la calidad excepcional de estos músicos hasta que no los vi funcionando en directo, con ese despliegue visual de fondo. Una experiencia realmente impresionante. En esta ocasión la proyección de vídeo sólo ocupaba una pequeña ventana cuando el escenario era estupendo para haber montado una inmersión total. Yo como siempre buscando tres pies a Schrödinger.

Como no puede o mejor dicho no debe ser en un disco conceptual de otra manera, cayó el Pelagial enterito de principio a fin, han pegado el salto al olimpo de mis dioses. Antes me gustaban, ahora los adoro, a pesar de llevar la mitocondría como estandarte. Estos señores superan cualquier principio. Como decía el amigo Friedrich…están más allá del bien y del mal y yo soy humana, demasiado humana….

Con Hadopelagic Ii Let Them Believe, Lois Rossetti, que estaba dando un conciertazo como todos sus compañeros, se subió a una plataforma al lado del escenario, a la que ya se habían subido Robin Staps. La diferencia es que después de estar cantando un rato y arengando a la peña para que se agrupara saltó al vacío y siguió cantando como si nada. Y si no me crees, aquí lo tienes.

A partir de este momento, el moshing fue un continuo, con una naturalidad pasmosa se lanzaba al  público y éste le recogía y mecía mientras lo llevaba en palmitas de nuevo al escenario. ¡Qué flipada!

Una vez terminado el Pelagial, aún nos quedaba energía para pedir más y a ellos para dárnosla y se marcaron un bis de dos temitas.

Ni qué decir tiene cómo terminamos. Inefable.

Con los Shining la media corre a cargo de @fileteempanado, porque lo que es yo, me tiré de helter skelter en primera línea de fuego, dejándome inundar por el sudor y el sonor de los noruegos, joder con los noruegos. Allí estaba también @DisorderStrange de backup….gracias chicos, sois estupendos. Me hacen las fotos, me graban vídeo y me surten de cerveza y cariño. Va por vosotros chavales!!!! Asín da gusto :).

Anuncios

Achtung!

Lea detenidamente esta información:

  • El síndrome de Stendhal se suele producir a entre la segunda y tercera hora desde que empezó la exposición, dependiendo de cada individuo.
  • Un festival son muchas horas seguidas de música donde se van acumulando impresiones, sensaciones y cansancio.
  • El ver a cada uno de los grupos del cartel por separado cambia la experiencia y las conclusiones

Esta crónica recoge impresiones y sensaciones que van evolucionando a través

  • del recuerdo,
  • de algunas notas crípticas captadas en el momento de la percepción y disfrute,
  • de un trabajo a posteriori en el que se ha seguido investigando y rememorando.

¡Ahí lo llevas! 3.0

THE OCEAN

Grosso modo, The Ocean empezaron siendo un colectivo de músicos de Berlin que se pusieron a hacer post rock.  La etiqueta post en un sentido amplio y ciertamente indeterminado: metal, sludge, progresivo…Ahora parece que tienen una formación estable.

Ese concepto de colectivos de artistas que tiempos ha eran el pan nuestro de cada día y que ahora brillan por su ausencia, pero gracias a Internet, no por falta de difusión. Otra gran referencia de colectivo de músicas son los Masters Musicians of Bukkake. Grupo de músicos que tocan juntos, tienen proyectos, viven su arte. Mola. Esa idea tan molona se transfiere al directo consiguiendo un sonido vivo que refleja la dinámica de evolución de los músicos. Toda una experiencia.

Concierto excepcionalmente agradable, como siempre un sonido impecable y una ambientación estupenda. Las luces y las proyecciones recreaban una atmósfera oceánica muy real.

The Ocean_Roadburn 2013_1 The Ocean_Roadburn 2013

Con el escenario principal abarrotado, aunque era de los primeros conciertos del día, y el personal con gran expectación por ver a estos grandísimos músicos, hicieron una selección bastante acertada de temas, confiriendo al concierto una integración absoluta entre música y video. Una atmósfera húmeda, cálida y tranquila a la par que llena de energía y de fuerza. Puro océano. ¡Conciertazo!

MONOMYTH

¡Madre del amor hermoso la que lían estos muchachos! ¡Qué conciertazo! IMPRESIONANTES.

Monomyth_Roadburn2013_1 Monomyth_Roadburn2013

Otra sesión de post rock progresivo space instrumental de una calidad excepcional. Dos teclados consiguen que la progresión y el ambient se desborden inundando de placer a todo el que empapa. El bajo impresionante, con unas progresiones perfectas llenas de fuerza y originalidad, contrastadas a la perfección por los golpes secos de la bateria. En alguna ocasión, las psicodelias de la guitarra me recordaron a los primeros Pink Floyd…El placer que proporciona la música es inefable, ¡cáspita!.

Cinco músicos holandeses, que según sus propias palabras, exploran y expanden los límites de sus propios universos musicales. Y que según las mías no debes perderte.

RAKKETKANON

Grupo belga relacionado con la Church of Ra, ese rollo tan raro del que ya os he contado algo en los dos días anteriores con The Black Heart Rebellion y sobre todo con Amenra, que al parecer son los líderes y para mí uno de los grandes descubrimientos de este festival.

A estos verles, lo que se dice verles no los ví, en tiempo real me refiero. Porque gracias a que Disorder disponía de sus dos pieses y de toda su furia valkiria, pude verles en vídeo :). La Green Room estaba abarrotáaaaaaa, lo que viene siendo hasta las trancas. Mira, aquí en esta esquina detrás de una puerta por lo menos no se oye mal. Allí que me tuve que quedar con mi pata chula.

Raketkanon_Roadburn2013_ Raketkanon_Roadburn2013

Noise, ghent, sludge, post…yo qué sé. Fueron lo suficientemente impactantes como para que en estas aciagas condiciones flipara con momentos brutales de caos y locura, buenísimos. Pero solo media hora…Cortísimo a pesar de los pesares.

Esto es lo que no mola del Roadburn. Es lo único que no mola. Está petaoooo, y a veces aunque te lo curres te pueden pasar cosas como esta…Y esto es lo bueno del Roadburn, que aún así estuvo que te cagas 🙂

CAMERA

El concierto empezó estupendamente, un bajo con un gran protagonismo y rememorando ritmos tipicos de los primeros Sonic Youth…yeeeaaaaah! Pero un sonido más ambiente y tranquilo que fue evolucionando y me recordaron a los mítico Trans Am. Experimentación, trance, temas muy diferentes pero siempre alrededor del rollo ambient atmosférico….una combinación perfecta y muy agradable. En su bandcamp (http://www.cameraband.com/) pone algo así como post punk art rock…..ffffff….vale venga, al final todo será pulpo. Estos berlineses molan, échales un audio porque merecen la pena.

Camera_1_Roadburn 2013 Camera_Roadburn 2013

CULT OF LUNA

¡Conciertazo! Sin palabras, una atmósfera de luces y sonido impresionante. Te da la sensación por completo de estar sumergido en un agradable baño de luz y magia de luna. Al borde de la performance más refinada. Muchas expectativas y cubiertas con creces. Muy muy buen directo. Estos suecos hacen un sludge/post metal de primero, y si no los conoces, que lo dudo, ya estás tardando.

Cult of Luna_Roadburn 2013_1 Cult of Luna_Roadburn 2013_2 Cult of Luna_Roadburn 2013

A FOREST OF STARS

Black MetalA Forest of Stars_Roadburn 2013 Psicodélico….Pues aunque a priori la etiqueta suena bastante interesante/curiosa, y que íbamos con ciertas expectativas…no nos convencieron estos ingleses. El  violín y la marabumta sónica aturdieron nuestra ya maleada sensibilidad a la vez que las tripas iban rugiendo cada vez más fuerte.

Aguantamos un ratillo a ver si la cosa mejoraba, pero era todo como demasiado etéreo y un poco desconcertante. Al final, cuando llevábamos medio concierto las tripas vencieron por aplastantes deciberlios y nos fuimos a comer.

Había que reservarse para lo que quedaba, que no era moco de pavo precisamente.

DIE KREUZEN

Muchas ganas, gran decepción. Otro rollo completamente diferente a lo que llevábamos visto hasta ahora, canciones cortas y directas, algo de punk algo de core pero no nos engancharon nada de nada. Nos dió un poco de rabia porque era el único grupo de este estilo que tanto a Disorder como a mí nos gusta tanto y nos ha hecho pasar momentos tan, como decirlo…tan hardcore :). Los primeros discos son estupendos, pero el concierto no tenía feeling, nos mirábamos entre sorprendidas y fastidiadas…a por el siguiente.

Die Kreuzen_Roadburn 2013_1 Die Kreuzen_Roadburn 2013

ASH BORER

¡Conciertazo! Impresionante grind black metal progresivo, para mí una de las grandes revelaciones del festival. Aquí ni fotos ni vídeos porque Disorder, que es la master de la media, se encontraba por otros lares, además de cogiendo sitio para Godflesh.

Rabia, mucha rabia, porque sabía que lo iba a flipar y sabía que no me iba a dar tiempo a mucho, nuestro principal motivo para venir al Roadburn tocaba justo después y no podía bajo ningún concepto perdérmelos, así que sólo me dió tiempo a ver tres temas, una media hora que estos se explayan. Loca, loca, loca me dejaron. Estoy deseando volver a verles, pero estos californianos no parece que se vayan a dejar caer por aquí, al menos por ahora…les seguiré la pista muy de cerca. Me gustan mucho todos sus discos, pero el cold of Ages especialmente, es una auténtica maravilla.

GODFLESH

Sin palabras. ¡Conciertazo! se queda corto cortísimo. Demasiados años esperando algo así, demasiadas ganas. A pesar de que soy mitocondríaca, Godflesh era una de esas espinitas clavadas en el corazón, muy muy adentro. Uno de mis pocos grupos que podría considerar de culto.

Disorder se posicionó en el mejor sitio posible, justo debajo del micro de JK Broadrick y fue tomando fotos del calentamiento, aquí afino un poquito, aquí afino otro poquito, mientras tanto yo seguía disfrutando a muerte de los Ash Borer

Justin K Broadrick_Roadburn 2013Justin K Broadrick afinando_Roadburn 2013

Cuando llegué, el señor Justino seguía con la capucha puesta ultimando los preparativos. Hasta que desapareció y de repente empezaron a llegar fotógrafos ocupando el pequeño foso que había entre las vallas a las que estábamos aferradas y el escenario.

Justin K Broadrick_Roadburn 2013_1 Justin K Broadrick_Roadburn 2013_2JC Green_Roadburn 2013

El setlist del concierto estaba cantado. El Pure enterito, sin contemplaciones. Los tres primeros temas a cargo de los dos pilares de Godflesh, a partir del cuarto, con la colaboración inefable de Robert Hampson, que se pasó gran parte del concierto mirando al ampli y dando la espalda al público que abarrotábamos el escenario principal.

Justin K Broadrick_Roadburn 2013_3 Justin K Broadrick_Roadburn 2013_4Justin Broadrick tímido y salvaje, lo teníamos a metro y medio de distancia, casi nos caían sus gotas de sudor y lo que podría ser un ascazo se convertía en una experiencia mística, cósmica y orgásmica.  JC Green al otro extremo del escenario, el bajo más asesino del metal industrial, y mira que es minimalista el tío. ¡Qué experiencia! Me estremezco sólo de recordarlo. ¡Qué maravilla!. Y si no hubiera sido suficiente con el Pure, de bis Straight to your heart. Demasiado.

Robert Hampson_Roadburn 2013 Justin K Broadrick y Robert Hampson_Roadburn 2013Allá por el 91, se editó un split de 7″ Loopflesh/Fleshloop, que Disorder me regaló (todavía lloro al recordarlo) y que ahora se encuentra en poder de Orgojo (el que espero lo tenga como oro en paño)  en el que Godflesh versioneaba Straight to your heart de Loop, y Loop versioneaba Like Rats de Godflesh. Una de las joyas de la corona. El acabar con Straight to your heart, cosa que por otro lado estaba cantada, fue como la mejor guinda para el mejor pastel.

Justin K Broadrick_Roadburn 2013_5Al mes siguiente Godflesh tocaron en España, y por supuesto que fuimos a verlos. Toda una vida esperándoles y dos veces en un mes. Fuckyeah! Fue un gran concierto, corto pero intenso. Fue en sala pequeña, que además no estaba ni llena del todo, hasta Orgojo se dignó a venir desde Al Jazeera al Hadra. Fue una gran noche, y algo de culpa tuvieron estos musicazos.

Para más INRI, el año que viene ya ha confirmado Loop para el Roadburn. No vamos a tener más remedio que repetir 🙂

ASPHYX

Pues qué quereis que os diga, estaba tan absolutamente extasiada con el conciertazo que acababa de presenciar que estos señores, a pesar de los pesares, no me sabían a nada. Tan cansada física y mentalmente de la paliza que me acababa de pegar, estuve intentando disfrutar de estos holandeses, pero su doom/death/thrash no me decía mucho. El ejemplo más claro de Stendhal, sin duda. Pero a la mediahora de concierto me fuí a reencontrarme con mi Disorder del alma que había preferido acabar el festival con otra alternativa.

PROCESS OF GUILT

Alternativa por cierto mucho más estimulante. Sorprendentes los portugueses, su sludge con toques de doom y de death mucho más atractivo que el de los Asphyx.

Process of Guilt_Roadburn2013

Process of Guilt_Roadburn2013_1

Un concierto bastante bueno, una buena forma de acabar un gran festival.

Pues con esto y un bizcocho, hasta la primavera del año que viene. Muy malo debe ser el cartel, para que no repitamos, y teniendo en cuenta el historial, un cartel malo es poco menos que imposible. Ya estamos preparando el cobete. Disorder se encarga del diseño y yo de los aprovisionamientos, así que si te apuntas, estás a tiempo 🙂