Posts etiquetados ‘Wok’

Pollo Teriyaki con Wok de Verduras

Publicado: 16 marzo, 2012 en Cocina
Etiquetas:, , , ,

Hoy toca cena japonesa. Ni en Japón son tan japoneses cenando 😉

La gastronomía japonesa va mucho más allá que el pescado crudo.

Marinamos unas pechugas de pollo de corral echa filetitos en salsa teriyaki, durante unas cuantas horas, si es de un día para otro tampoco haces nada malo.

Para preparar el wok con las verduras, escogimos un surtido realmente interesante y colorido. Tú puedes usar las que te de la gana y más te gusten y sobre todo…que tengas en la nevera 😉

Cortamos en tiras un calabacín, una berenjena, una zanahoria, un pimiento verde. Cortamos en rodajas un par de guindillas rojas frescas. Cortamos en arbolitos pequeños un brócoli y media col china en trozos medianos tirando a grandes. No será por verdura. Lo único que no cortamos fueron unos champiñones dorados a los que sólo les quitamos las raíces.

Se pone a calentar el wok pintado de aceite, y cuando este eche humo se van añadiendo las verduras, una detrás de otras sin parar de mover. Se añade salsa sukiyaki y se saltean unos minutos. Es wok, las verduras tienen que quedar crujientes, se hace en menos de 5 minutos. Quedan estupendamente.

Mientras se va haciendo el wok, se pone a calentar el teppan o plancha, pulverizándolo de AOVE. Cuando esté caliente se echan unas guindillas rojas y que se vayan dorando un poco. Cuando cojan un color bonito se añaden los filetitos de pollo y se cocinan hasta que estén dorados.

Se sirven los filetitos de pollo teriyaki acompañados de una ración del wok de verduras sukiyaki…y te mueres de gusto porque están de muerte ambos dos. ¡Buen provecho!

INGREDIENTES

  • Pollo
    • Unos escalopines de pollo de corral
    • Un par de guindillas rojas frescas
    • Salsa Teriyaki
  • Wok
    • Verduras variadas
    • Salsa Sukiyaki

MANUFACTURA

  • Se marinan los filetitos en salsa Teriyaki durante 6 horas mínimo
  • Las verduras se lavan, se pelan si es neecesario y se trocean en juliana o bastones
  • Se hacen en un wok con un poco de aceite sin parar de remover, aderezadas con salsa sukiyaki
  • En una plancha caliente pintada con AOVE se echan las guindillas en aros, y cuando estén empezando a dorarse se incorpora las pechugas de pollo previamente marinadas
  • Se sirve las pechugitas con las verduras salteadas al wok

El brócoli es lo que se denomina un superalimento. O dicho con más glamour y paletismo…superfood…debido a su elevado número de propiedades beneficiosas, tanto nutritivas como antioxidantes. Esta es una forma de prepararlo deliciosa y que respeta casi todas sus propiedades. Te sorprenderás si no la conoces.

Si te hablo de indol-3-carbinol puede que te suene a chino mandarín, y del sulforano ni te cuento, pero además añado que ambos dos tienen increíbles propiedades antioxidantes y anticancerígenas…seguro que empiezan a caerte bien. El brócoli también es recomendable para la fibromialgia y otras enfermedades perras y malas, así que si no lo utilizas con regularidad, deberías empezar a planteártelo seriamente. Tiene alto contenido en vitaminas A, D, C y ácido fólico, estos dos últimos pueden degradarse según como lo cocinemos, así que cuidadin.

El secreto de esta receta está en el wok, que dejará el brócoli casi crudo, muy crujiente, con una textura deliciosa, por ello, es fundamental que el brócoli esté muy fresco, porque de lo contrario, quedará lacio y perderá parte del encanto.

Primero cogemos el  brócoli , y lo lavamos muy bien, y luego lo desmenuzamos en arbolitos pequeños.

Se pelan unos cuantos ajos y se parten en láminas lo más fina posible.

Se prepara en un bol pequeño una salsa con una buena cucharada de miel, un chorreón de salsa de soja, zumo de medio limón y pimienta negra molida.

Se ponen todos los ingredientes ya preparados y a mano, porque al tratarse de un wok, ya sabemos que hay que cocinar rápido.

Se caliente el wok hasta que eche humo, con AOVE bien extendido por toda la superficie del wok, como pintándolo.

Cuando esté listo añadimos en primer lugar los ajos, y a los 15 o 20 segundos los piñones, un puñadito al gusto. Todo el rato sin parar de remover, ya sabeis.  A los 20 segundos las semillas de lino y mover, mover hasta que coja color y olor estupendo. Se añade el brócoli, se le dan unas cuantas vueltas, unos 30 segundos, no mucho más. Se añade la salsa de miel, limón y soja, y otro minuto como máximo para que el brócoli se impregne bien. Es importante no tenerlo demasiado tiempo en el wok para darle la textura adecuada. No lleva sal, con la soja es más que suficiente y eso que nos ahorramos.

Se sirve inmediatamente, recalentado pierde bastante, no en el sabor, pero sí en la textura. Como primer plato o cena ligera es estupendo. ¡Buen provecho!

INGREDIENTES

  • Brócoli
  • Ajos
  • Piñones
  • Semillas de Lino
  • Miel
  • Salsa de soja
  • Limón
  • Pimienta
  • AOVE

MANUFACTURA

  • Se parte el brócoli en arbolitos pequeños
  • Se pelan unos ajos y se laminan
  • En un bol pequeño se hace la salsa con miel, limón y salsa de soja, se le añade un poco de pimienta negra
  • Se pone un wok pintado con AOVE a calentar y cuando esté muy caliente se echan los ajos, sin parar de mover y cuando cojan color se añaden las semillas de lino y un par de vueltas mas
  • A continuación el brócoli y seguir moviendo durante unos 30 segundos
  • Añadir la salsa y seguir moviendo un minuto mas como máximo
  • Servir inmediatamente

Sí, ya se que ya hay una receta de tallarines chinos, pero hasta ahí llegan las coincidencias. Los Woks me encantan. Me parece una comida deliciosa, equilibrada, fácil de hacer, rápida…lo tiene todo. Así que otra más, pero diferente por supuesto…¡Y no será la última!

Esta vez se trata de un Wok vegetariano, con ingredientes típicamente orientales. Los brotes de soja frescos los puedes encontrar en algunas fruterías, suelen venir empaquetados y suelen ser brotes de soja verde. En algunos supermercados chinos también los puedes encontrar, y suelen ser más baratos y tener más variedades, por ejemplo los brotes de soja amarilla. Ya sabemos, sobre todo las mujeres, las buenísimas propiedades que tiene la soja, esas isoflavonas valen su peso en oro, así que un ingrediente interesante y beneficioso. Los brotes también los puedes usar en ensaladas, en guisos…siempre hay que innovar y probar cosas nuevas.

El bambú lo podeis encontrar en algunos supermercados, en la zona de encurtidos, donde andan las zanahorias rayadas, el apio rallado, el palmito, todas estas cositas que normalmente usamos para ensaladas. Pero si puedes obtener bambú fresco, envasado al vacío, mucho mejor.

También añadiremos unas semillas de lino. Ya hablé en Wok de tallarines chinos, con cerdo y verduras sobre las bondades de las semillas de lino, así que os recomiendo que la introduzcais de vez en cuando en vuestras recetas

Para el wok, lo de siempre, calentar a fuego muy vivo hasta que eche humo, se añade el aceite con el que vayamos a cocinar, normalmente yo uso para woks aceite de sésamo, o de cacahuete. En este caso voy a usar de cacahuete, que da un aroma extraordinario al plato, y un toquecito de aceite de guindilla, que me va mucho el pique.

Se van añadiendo por tipos los ingredientes, sin parar de remover. En este caso, añadiremos en primer lugar unas guindillas troceadas y unas semillas de lino. Cuidado que tienden a saltar como si fueran palomitas. Después de unas vueltas se añaden los trozos de bambú, y los brotes de soja, con menos de un minuto entre cada ingrediente, el tiempo de dar unas cuantas vueltas. Luego se añade vinagre de arroz y salsa se soja. De nuevo unas cuantas vueltas más para que todos los ingredientes se empapen bien del aderezo.

A continuación se añaden los tallarines chinos, que previamente habrás sumergido en agua tibia durante un minutos para que se pongan tiernos. En un minuto o poco mas, sin parar de rehogar para que coja la sustancia del wok

Servir en seguida, calentito. ¡Buen provecho!

INGREDIENTES

  •  Tallarines chinos
  • Brotes de soja frescos
  • Bambú
  • Semillas de Lino
  • Aceite de cacahuete
  • Aceite de guindilla
  • Guindillas
  • Salsa de soja
  • Vinagre de vino

MANUFACTURA

  •  Se unta bien el wok caliente con el aceite de cacahuete y el de guindilla
  • Se añaden las semillas y la guindilla, se da unas vueltas
  • Se añade la soja y el bambú y de nuevo unas vueltas
  • Se añade chorreón de vinagre de arroz y salsa de soja, de nuevo se remueve
  • Se añaden los tallarines, previamente remojados en agua, y por último se rehoga un minuto o poco más
  • Se sirve caliente

 

Wok Sukiyaki de Verduras

Publicado: 21 septiembre, 2011 en Cocina
Etiquetas:, , , , ,

La salsa sukiyaki es un clásico en la comida japonesa. Cuando se habla de Sukiyaki a secas se trata de una especie de estofado de carne y verduras en salsa sukiyaki, donde los ingredientes se van preparando y comiendo sobre la marcha, añadiéndolos a la olla y sacándolos cada uno al punto que le gusta. Por eso hay que tener un hornillo para llevar a la mesa, y como yo no tengo, sólo lo tomo en restaurantes. Pero la salsa sukiyaki tiene los usos que tú quieras darle, y para woks queda estupendamente. Así que esta noche una cena ligera a base de verduras y salsa sukiyaki.

La salsa sukiyaki consiste fundamentalmente en salsa de soja, mejor la japonesa que la china. A la salsa de soja le añadiremos sake, mirim y azúcar, las propociones de referencia las puedes encontrar abajo, como siempre, se trata de experimentar y modificarlas al gusto. También se le puede añadir dashi.  Vale, son unos cuantos nombres raros, pero el mirim y el dashi son fundamentales en la comida japonesa, se usa para casi todo. El mirim es como una especie de vino de arroz, que aporta un toque dulce. El dashi es un caldo de pescado que suele encontrarse concentrado, en pastillas, en polvo….. Los puedes encontrar fácilmente en los supermercados chinos. Si aún así te da una pereza increíble, o lo vas a usar una vez en tu vida…o dos…siempre puedes comprar la  salsa sukiyaki ya preparada,  en bote de cristal… no es lo mismo, pero te saca del apuro y sigue saliendo bastante rico.

Verduras las que hay en la nevera, en este caso, pimientos, calabacines, berenjenas y ajos. Puedes echarle lo que te de la gana, imaginación al poder. Todas las verduras van bien en el wok, y con esta salsa. Eso sí, los cortes para el wok conviene siempre que sean finos,en tiras, o como se dice profesionalmente: en juliana, es lo que mejor se adapta a esta forma de cocinar, aunque los pimientos y las cebollas en aros también quedan estupendamente. Unas guindillas nunca pueden faltar en un wok que se precie. Si utilizas brócoli o coliflor, procura que los arbolitos sean pequeños.

El procedimiento para hace un  wok, de lo que sea, siempre es el mismo, se calienta a fuego muy fuerte hasta que echa humo. Se cubre con aceite, yo uso de sésamo, y se mueve para que el aceite bañe toda la superficie del wok, ya que se cocina con toda la sartén no sólo en el fondo. Una vez que está caliente y con aceite, el justo, se van añadiendo las verduras por grado de dureza, es decir, en primer lugar las que necesiten más tiempo de cocción, y en último las que menos. Cada vez que echas una verdura remueves sin parar, y en cuestión de un minuto o menos, echas la siguiente. A mi me gusta echar las guindillas al principio para que el sabor impregne bien por todos los ingredientes. Cuando todas las verduras están en el wok se añade un buen chorreón de la salsa sukiyaki y pimienta negra molida. No hace falta sal, la salsa de soja ya sala lo suficiente.  Se le da un par de vueltas más para que la salsa se distribuya homogéneamente y listo para comer.

Yo no le eché nada más, pero igualmente puedes añadir unas semillas: sésamo, lino, mostaza, amapola…lo que quieras, y mejor al principio para que tuesten un poco..

Se sirve recién apartado, te vale de primer plato, de acompañamiento de carnes, pescados, huevos…lo que quieras, una cena ligerita y cargada de vitaminas. ¡Bueno provecho!

INGREDIENTES

  • Verduras varias cortadas en juliana
  • Pimienta negra molida
  • Aceite de sésamo
  • Guindillas
  • Salsa Sukiyaki
    • 1/3 de una taza de salsa de soja,
    • 3 cucharadas de sake,
    • 4 cucharadas de azúcar,
    • 3/4 partes de una taza de caldo dashi

MANUFACTURA

  • Se lavan y trocean en juliana las verduras
  • Se caliente el wok y se unta con aceite
  • Se van añadiendo las verduras una tras otra, sin parar de remover y cada minuto o menos entre cada una
  • Al final se añade la pimienta y la salsa sukiyaki, un par de vueltas más y listo

Los wok son rápidos y muy socorridos, mantienen muy bien las vitaminas de las verduras y además están deliciosos…¿que más se puede pedir?.

Puedes hacer las combinaciones que quieras, te permite investigar y experimentar…en este caso vamos a hacer un Wok con tallarines chinos, solomillo de cerdo, y verduras.

Las verduras….a ver que hay por la nevera….calabacines, berenjenas y pimientos…y cebolla…perfecto. Valen estas como otras cualquieras, admite todo tipo de verduras y hortalizas, así que échale imaginación…Vamos al lio.

Un calabacin y una berenejena, los dos pelados y rallados o cortados en tiras muy finas, el pimiento en rodajas y la cebolla en juliana.

Se pone el wok a calentar a fuego muy vivo, y cuando empiece a echar humo se añade el aceite de sésamo…si no tienes pues de oliva y punto, más sano, menos exótico. Se menea el wok para que el aceite impregne todas las paredes, no sólo el fondo. En realidad el secreto de un buen wok es no parar de moverlo mientras se cocina, pero como no estamos en una candela al fuego, sino en una cocina europea, pues lo que no pararemos de mover son los ingredientes, usando toda la superficie disponible del wok.

Añadiremos también un poquito de pique…un  buen wok que se precie tiene que tener su puntito picante…unas guindillas indias troceadas serán perfectas para la ocasión. Y unas semillas de lino para que tenga el toque crunchi. Además, parece increíble que algo tan insignificante tenga unas propiedades tan buenas. Sirve para controlar el nivel de colesterol porque contiene omega 3, además de tener propiedades antioxidantes y anticancerígenas.  Incluso no te lo pierdas, si lo consumes regularmente te ayuda a controlar los trastornos articuales, como el reuma, la artrosis, la artritis. Ayuda al tránsito intestinal y al sistema vascular por la combinación de oligoelementos y vitamina B que tienen…vamos, que es para pensárselo el incluirlo en wok, ensaladas, pan, salsas para carnes o para pescados…lo que se te ocurra.

Se empiezan a echar las verduras, primero el pimiento, al ratillo las guindillas y las semillas de lino, junto con la cebolla, después  el calabacín y luego la berenjena…todo el tiempo sin parar de mover. Sobre unos 5 minutos dura todo este proceso.

El solomillo de cerdo que voy a usar es un resto del otro día, así que solo tengo que añadir los trocitos.  Si la carne es cruda, pártela en tiras pequeñas y añadelas lo primero si es cerdo o pollo y lo último si es ternera. Se añade pimienta molida y un buen chorreón de salsa de soja. Se sigue rehogando y al minuto se añaden los tallarines chinos. Estos son instántaenos, así que con el agua que han soltado las verduras y la salsa de soja en un minuto están listos, si ves que no es suficiente, añade un poco más, pero sin pasarte, un vaso pequeño o poco más. En principio, al llevar soja, este plato no necesita sal, pero siempre puedes probar la verdura antes de añadirle la pasta y rectificar con un poco de sal al gusto.

Cuando se aparta del fuego se le puede añadir aceite de sésamo en crudo, para aromatizar, pero solo unas gotas (ojo que este aceite no es el mismo que para freír)

Sano, ligero, delicioso y completo, un plato perfecto

¡Buen plovecho!

INGREDIENTES

  • 1 Cebolla
  • 1 calabacin
  • 1 berenejena
  • un trozo pequeño de solomillo de cerdo
  • Aceite de sésamo para freir y para aromatizar
  • Guindillas indias
  • Semillas de lino
  • Tallarines chinos

MANUFACTURA

  • Se cubre el wok bien caliente con aceite de sésamo para freír y se extiende por todas las superficies
  • Sin parar de mover se echan los ingredientes por orden de dureza
  • Al final un buen chorreón de salsa de soja
  • Se añaden los tallarines y esperar a que estén tiernos
  • Se sirve calentito